¿Se acabó el miedo?

Marta 29 Abril, 2013 0



Desafortunadamente los últimos años el ciudadano de a pie europeo ha aprendido, con especial incidencia en países como España, Italia, Grecia o Portugal, que el concepto de mercados globalizados y los movimientos en ondas que estos mercados producen, son una realidad más que palpable que no sólo produce efectos tangibles sino también oleadas de sensaciones que a veces son incluso más peligrosas que los propios efectos producidos.

Tras los movimientos iníciales de rescate de Chipre el comportamiento de los mercados, sin poder llegar a afirmar una entrada en pánico, se impregnó de ese miedo que salpica de manera directa a quien mucho o poco tiene intención de invertir, por tanto, independientemente de las opciones de inversión, los efectos se dejaron notar a todos los niveles incluyendo cuestiones tan fundamentales como la bolsa y divisas.

Pasadas las semanas que da una sensación curiosa de resaca del miedo, las bolsas en mayor o menor medida se han vuelto normalizar y, parece, el fantasma del tan temido corralito se vuelve a alejar de nuestro país, sin embargo la precaución permanece y, de manera palpable, sigue dominando el comportamiento de determinados valores y sobre todo de la actitud del ahorrador con respecto a buena parte de los productos de ahorro e inversión, incluyendo en este caso los tan traídos y llevados depósitos que, recordemos, se encontraban en el eje de la polémica del citado rescate a Chipre.

No parece que nuestro país vaya a sufrir una penalización sobre los depósitos bancarios ni mucho menos un corralito, sin embargo, no nos engañemos, el miedo momentáneo sufrido ya ha pasado y está aún pasando algunas facturas.